eGrupos Logo
Inicio > Mi Página > Mis Grupos > afr > Mensajes

 Índice de Mensajes 
 Mensajes 161 al 180 
AsuntoAutor
Boletín - Nuevo Li CAI - Ce
Boletín - 2 Nuevos CAI - Ce
Revista Al Filo de CAI - Ce
Boletín - Curso Ta CAI - Ce
Boletín: Libros+CD CAI - Ce
Boletín: NUEVO LIB CAI - Ce
Lección de Esoteri CAI - Ce
Boletín - COMIENZA Centro d
Boletín - GUSTAVO CAI - Ce
Revista Al Filo de CAI - Ce
Boletín - Viaje mí CAI - Ce
Boletín - Novedade CAI - Ce
Revista Al Filo de CAI - Ce
Boletín - Novedade CAI - Ce
Boletín - Entrevis CAI - Ce
Boletín - Más Nove CAI - Ce
Boletín - CURSO GR CAI - Ce
Revista Al Filo de CAI - Ce
Revista Al Filo de CAI - Ce
Revista Al Filo de CAI - Ce
 << 20 ant. | 20 sig. >>
 
Al Filo de la Realidad

Mostrando mensaje 170     < Anterior | Siguiente >
Responder a este mensaje
Asunto:[AFR] Revista Al Filo de la Realidad Nº 182
Fecha:Domingo, 18 de Mayo, 2008  11:26:47 (-0300)
Autor:CAI - Centro de Armonización Integral <afreditor @.....com>


 
_____________________________________________________________________________________________________
OCULTISMO                                         OVNIs                                      PARAPSICOLOGÍA
 
      Año 8                            Domingo 18 de mayo de 2008                        N° 182            
AL FILO DE LA REALIDAD
"Disiento con lo que dices, estoy en total desacuerdo con ello,
pero defendería con mi vida tu derecho a decirlo". Voltaire.
 
((( Fundada el 10-5-2000 )))

                                                                                                                    
                                                                                                                      
 
* Desde Paraná (Entre Ríos, Argentina)
para 8.122 suscriptores (auditado por eGrupos)
en todo el mundo *
 
 
 
 
En este número de AFR:

— TWA 800: OTRA MENTIRA ILLUMINATI
    por Gustavo Fernández

— OVNIS EN ESPAÑA: ¿INTERVENCIÓN SILENCIOSA?
    por Débora Goldstern

Noticias



 
AL FILO DE LA REALIDAD ES UNA REVISTA QUINCENAL DE DISTRIBUCIÓN GRATUITA POR EMAIL QUE INCLUYE LECCIONES DE ESOTERISMO PRÁCTICO.
 
Suscripción     (ALTA): http://www.eGrupos.net/grupo/afr/alta
Desuscripción (BAJA): http://www.eGrupos.net/grupo/afr/baja
¿Cambio de dirección? Efectúe la Suscripción con la nueva dirección y luego la Desuscripción con la antigua.
Importante: Agregue "afreditor@gmail.com" a su libreta de direcciones o lista blanca, así no tendrá problemas para recibir futuros envíos.


Todos los números anteriores de Al Filo de la Realidad están disponibles en formato PDF y pueden accesarlos en Archivos Forteanos Latinoamericanos.


 
 
PODCAST
para escuchar en línea
o descargar en formato mp3
 
AL FILO DE LA REALIDAD
El encuentro semanal con lo desconocido.
Conduce: Gustavo Fernández
 
 
Visítenos en el Earth Music Network:
 
 

 
MÁS RECURSOS GRATUITOS:
 
     Estos y otros recursos gratuitos disponibles en www.alfilodelarealidad.com.ar .
Para solicitar más información por email cliquear en los enlaces y enviar el mensaje vacío (lo que importa es el asunto):
 
CDs


Encontrará otros sitios web, listas de correo de discusión, boletines, cursos, comercios, etc. destinados a estas temáticas en nuestra sección de Enlaces.




TWA 800:

OTRA MENTIRA ILLUMINATI



    Se hace carne en uno seguir las pistas —no puedo exigir el pedante requerimiento de “investigar”— de los Illuminati. Tangencialmente vinculado a cuestiones ovnilógicas o esotéricas, el tema me resulta por sí mismo apasionante. Cuando menos, para darme la oportunidad de dudar de la “historia oficial” que se está escribiendo en estos momentos y que leerán, amargamente pienso que con indiferencia, nuestros nietos.

    Hace doce años del trágico derribamiento del vuelo 800 de la T.W.A, sin que las autoridades estadounidenses hayan dado a conocer la verdad en torno a las causas que provocaron el fatídico accidente en que murieron todos los 230 pasajeros a bordo, el 17 de julio de 1996.

    Hasta el día de hoy existen tres hipótesis sobre el derribamiento: una falla mecánica, una bomba a bordo o un misil. Las dos primeras han sido las más difundidas por las autoridades norteamericanas, sin embargo, tras una series de pruebas, evidencias y deducciones lógicas realizadas por la revista francesa "Paris Match", todo hace presumir que un sofisticado misil de alta tecnología lanzado por una nave de la Armada estadounidense, durante un entrenamiento de guerra, fue el causante "involuntario" de la tragedia.

    En principio, cuando los investigadores del FBI (Federal Bureau of Investigation, Agencia Federal de Investigaciones) fueron a Francia, país al que pertenecía una parte importante de las víctimas, presentaron una bolsa de color marrón claro que fue alegadamente encontrada entre los restos del aparato y que las familias norteamericanas no atribuían a sus familiares desaparecidos.

    Esta bolsa, supuestamente, contenía residuos de una sustancia explosiva y estuvo ubicada bajo las filas 15 a 23 del avión, justo debajo del tanque principal de combustible, el lugar donde, de acuerdo a las autoridades norteamericanas, se encontraba el origen de la explosión. No obstante, esta explicación no convenció a los franceses y, durante varios meses, un equipo especial de investigadores de la revista Paris Match vinieron tras la búsqueda de la verdad con la ayuda de informadores anónimos que "trabajaron para el Gobierno de los EE.UU.

    Hace unos meses, las conclusiones de esta investigación fueron presentadas por Pierre Salinger, un ex jefe de prensa en la Casa Blanca durante las Presidencias de John F. Kennedy y Lyndon B. Johnson, y el doctor Michael Sommer, un ex-miembro de estas dos administraciones, periodista y consejero político. El equipo de investigadores también incluía un piloto de línea de más de 30 años de experiencia, experto en aeronáutica cercano a la administración del gobierno de los EE.UU., un antiguo fabricante de misiles y presidente de una firma especializada en aeronáutica; al igual que a Ian Goddart, quien dirigió el sistema de investigación a través de Internet. Y las conclusiones a las que llegaron son sorprendentes:

    El vuelo 800 fue (aparentemente) derribado por un misil de energía cinética lanzado desde el mar (posiblemente desde un submarino), en los momentos que se estaba realizando un ejercicio de entrenamiento de la Armada norteamericana. El blanco (del misil) era un objetivo teleguiado por un avión militar P-3 Orion, especializado en la lucha antisubmarina y encargado de registrar los datos sobre el ataque simulado. La catástrofe sobrevino cuando el Boeing de la TWA cruzó la ruta del objetivo, a causa de que el avión estaba a una altitud inferior para evitar el riesgo de cruzarse con un vuelo de la US Air que tomaba una trayectoria perpendicular. Al parecer, las fuertes emisiones eléctricas del Boeing fueron atraídas por el misil que se dirigía (precisamente) sobre el blanco.

    Para llegar a estas conclusiones, los investigadores no solo se basaron en una evidencia clave, la aparición de un videocasete que tiene registrado la información de uno de los radares del aeropuerto J.F.K., durante el momento de la tragedia, sino también "en numerosos elementos aún no revelados por las autoridades norteamericanas", y que colocan sobre el tapete preguntas "demasiado incómodas" para las mismas. A continuación se ofrecen las diferentes probabilidades resumidas por los expertos y que, según la revista Paris Match, "refuerzan la teoría del misil".


I. ¿LA ARMADA NORTEAMERICANA LANZÓ MISILES EL 17 DE JULIO DEL '96?

El Departamento de Defensa de los Estados Unidos confirmó que misiles Tomahawk fueron utilizados como blancos desde las instalaciones militares de la isla Wallops. Durante la noche del 17 de julio, estos blancos fueron lanzados a una altura de aproximadamente 10.000 pies (3.100 metros) y serían objetivos de misiles tierra-aire lanzados desde naves militares. "En consecuencia —según la revista Paris Match— uno de estos misiles pudo ser dirigido sobre el Boeing de la TWA en el momento en que la trayectoria del avión se cruzó sobre uno de los blancos". En este caso: "Es posible que la confusión del blanco se haya debido a un error informático de una nave de la Armada o de una de las embarcaciones de los guardacostas".


II. ¿EL VUELO DE LA TWA, VOLABA ANORMALMENTE BAJO?

La actitud anormal del Boeing fue uno de los factores de la tragedia. De acuerdo con los investigadores, "esto se debió a un retardo de la torre de control en dar la autorización al vuelo 800 para ascender un nivel más seguro". Cuando se están llevando a cabo "maniobras de guerra", la zona de seguridad de los aviones civiles se sitúa por encima de los 20.000 pies (6.200 metros). Al parecer, dice Paris Match, los controladores aéreos demandaron al Boeing que "espere (para ascender)" y de esta manera "permitir pasar a un avión comercial norteamericano, un vuelo de la US Air". La delimitación del espacio de seguridad es estrictamente observado por la Armada estadounidense, "pero en el tiempo de la maniobra del 17 de julio, se habían establecido varias zonas de guerra, las cuales eran la W-105 y la W-108". W es la inicial de Whisky que en el código de la Marina de Guerra significa "zona de guerra". De acuerdo a los investigadores: Debido al retraso demandado por la torre de control, el Boeing de la TWA se encontraba en una de las zonas de guerra, a 13.700 pies (4.247 m) de altura aproximadamente (como se ve en el video del radar), en toda la ruta de un P-3 Orion, el cual es usado ocasionalmente en misiones de entrenamiento y que guiaba un dispositivo sin nadie a bordo que iba a ser utilizado como blanco para tiros de ensayo (en la prensa no existe ningún relato sobre ejercicio militar). El misil que tocó el vuelo 800 estaba equipado con un sistema autodirigido (que selecciona por sí mismo su propio objetivo).


III. ¿LA ZONA DE GUERRA W-105 (frente a Long Island)
ESTABA ACTIVA DURANTE LA TRAGEDIA?

Contrario a las informaciones publicadas, el sector W-105 pudo haber sido "activado" tras un simple llamado de alerta de la Armada a la torre de control, gracias a una línea especial denominada "Fox Trot", de acuerdo al reporte de los investigadores de la revista Paris Match.

"La noche de la catástrofe había un estado de alerta en el mismo momento en que el Boeing de la TWA levantaba vuelo del aeropuerto J.F.K. con destino a París. Desde ese minuto, la Armada norteamericana considera que a ningún avión comercial le sería permitido entrar a esta zona a menos altitud de 20.000 pies (6.500 metros). En favor de la tesis no sólo está la copia del video de uno de los radares del aeropuerto J.F.K. donde se registra la presencia de un P-3 Orion, sino también la evidencia de varios testigos poco antes de la explosión del Boeing de la TWA, los cuales vieron a un C-130 descargar dos paracaídas fosforescentes. Esto posiblemente explica los confusos relatos de ciertos testigos que vieron caer fragmentos de fuego del avión".


IV. ¿EN OCTUBRE PASADO, DESDE LA MISMA ZONA,
LA U.S. NAVY HIZO UNA "RÉPLICA DE LA TRAGEDIA"?

De acuerdo a las informaciones que recibió Paris Match, los Estados Unidos y ciertos aliados programaron por adelantado una serie de ejercicios, de mayo a octubre de 1996, para poner a prueba una nueva generación de misiles informáticos. La noche del drama, el USS Normandy cruzó la zona de ejercicio con seis barcos, presumiblemente cargado de misiles de energía cinética. "Los documentos de la Armada norteamericana demuestran que, 3 meses después de la catástrofe del vuelo 800, precisamente del 7 a 24 de octubre de 1996, se llevaron a cabo otros ejercicios del mismo género".

En este tipo de ejercicios, "los guardacostas están adelante de la misión para prevenir a los barcos (no militares) que no entren a la zona de maniobras". Durante estos ejercicios destinados a probar los nuevos materiales, según Paris Match, "la Armada y los guardacostas se encontraban en estrecha comunicación. Sin embargo, entre el 2 y 3 de octubre, mientras se llevaban a cabo los ejercicios concernientes a los guardacostas de los Distritos 5 y 1, el Distrito 5 no recibió la consigna de advertir sobre el desarrollo de las maniobras militares a los barcos que ingresaban a la zona de guerra".

Los expertos consultados para la investigación estiman que "el olvido de informar a todas las partes concernientes" era para "hacer un entrenamiento" de una catástrofe idéntica al Vuelo 800, cuando los controladores aéreos no advirtieron un avión en la línea de una de las "zonas de guerra".

Y para corroborar lo citado anteriormente, los investigadores de Paris Match, citan la bitácora (o registro de hechos) del comandante de una de las naves que formaba parte de las prácticas. El relato dice: "tuve el honor de consignar en las notas que, el 2 de octubre, durante los ensayos del USS Sullivan, fueron lanzados misiles... El primer objetivo de esta prueba era probar la propulsión y las capacidades de las armas. Pero la nave que debía lanzar los blancos para probar nuestros misiles no llegó a tiempo. Afortunadamente, el USS Samuel R. Morrison respondió rápidamente al llamado, que lanzó nuestros aviones para encontrar un reemplazo".


V. ¿POR QUÉ LA CIA NO HA ENTREGADO LAS IMÁGENES CAPTADAS POR SUS SATÉLITES?

Esta es una de las interrogantes mas incómodas que hacen los investigadores de la revista Paris Match. Según ellos: "Al menos 154 testigos ubicados en la Costa Sur de Long Island, y algunos pilotos cuyos aparatos estaban viajando en las proximidades del Boeing de la TWA, observaron un objeto volador". De acuerdo a las primeras informaciones hechas por la agencia (de noticias) Associated Press "un radar detectó un bip que desapareció instantes antes de que el avión explotara". Sobre esta información, el diario británico "The Times", que siguió la investigación desde el principio, fue informado de las imágenes de satélite mostrando "un objeto volador en la cercanía del avión de la TWA". El diario norteamericano "The Boston Globe", supuso que las imágenes pertenecían a un satélite Data Sistema II, utilizado por la CIA. Este es un equipo de cámara con censores de alta resolución, llamado "Heritage".

Éste detecta objetos en el momento del lanzamiento. En el momento de la catástrofe, el doctor Mike Sommer (uno de los que presentó el reporte de Paris Match) estaba con sus colegas cerca de la base aérea Vandenberg, en California, en el centro secreto de lanzamiento de satélites de la CIA. Ni bien se supo la novedad de la noticia, un piloto que estaba en la base expresó: "Este es uno de esos misiles sagrados, el satélite es la prueba".

Citando la ley de Libertad de Información, los investigadores demandaron que se les entregara la imagen de satélite de la CIA. En un comunicado, la agencia se rehusó protegiéndose en la directiva presidencial 12958, según Paris Match.


VI. FUE UN MISIL SOFISTICADO

En contra de la teoría del misil, las autoridades estadounidenses han expresado que los misiles Tomahawk disparados el día del desastre, sólo tenían un alcance máximo de 185 millas (298 km), lo cual hace imposible que uno de ellos hubiera alcanzado al Boeing de la TWA, que estaba a 206 millas (332 kilómetros) desde donde se dispararon los misiles. No obstante, los expertos de la investigación de Paris Match estiman que el mismo día también se pudo haber lanzado otro tipo de misil más sofisticado y de mayor alcance (posiblemente del tipo Continuos Rod Missile). Estos tienen un equipo de fragmentación en su cabeza, lo cual, según los expertos, puede explicar las numerosas perforaciones descubiertas en los restos del Boeing de la TWA.


VII. ¿FUERON MISILES SECRETOS?

De acuerdo al reporte de Paris Match, "las opiniones de los expertos difieren sobre las razones por las cuales la Armada norteamericana guarda silencio sobre esta catástrofe, aparentemente, involuntaria." Algunos estiman que una admisión daría a los enemigos informaciones cruciales sobre la sofisticación de estos misiles norteamericanos —mucho más de lo que el público piensa— o sobre el sistema de defensa anti-misiles. Otros piensan que el FBI no desea exponer que el personal de la Armada fue el origen del drama. Pero también parece ser que la hipótesis del misil de energía cinética, obliga a la Armada a un silencio por razones diplomáticas.

Desde la firma de los acuerdos SALT I, alarmados por la eficacia de los misiles, los EE.UU. y la ex-Unión Soviética decidieron prohibirlos. Confesar su utilización sería admitir que no respetaron los convenios.


VIII. ¿QUÉ CONDICIONES PRESENTABAN LOS RESTOS DE LAS VÍCTIMAS?

Los expertos que participaron en la investigación del semanario francés se asombraron de las lesiones que se produjeron en los pasajeros en el momento de la colisión aérea. Según el informe, de acuerdo a un reporte del diario Newsday (de Long Island):
"Los médicos forenses del Condado de Suffolk estiman que la mayoría de los pasajeros de Vuelo 800 murieron instantáneamente por la separación violenta del cráneo de la columna vertebral, algo comparable al golpe de un garrote, a causa de un cambio brutal de la trayectoria y rapidez del avión".

Paralelamente, la agencia Reuters citó a otro médico legista: "La causa más probable de las heridas, y creo que de lo que todos los pasajeros fueron víctimas, fue un golpe de consecuencias rápidas y violentas como el golpe violento de una roca... (alegadamente) en el momento de la tragedia, luego de que las cabezas de los pasajeros colisionaron contra los asientos delanteros, fueron violentamente proyectados hacia atrás y de hecho esto afecto todo el funcionamiento del cerebro". A causa del impacto, 16 pasajeros fueron decapitados.

En otros, los médicos legistas no encontraron nada sobre los cuerpos de las víctimas, excepto esquirlas metálicas... (probablemente) provenientes de los residuos del avión o de un misil, cuestionan los investigadores de Paris Match. Los análisis se mantienen secretos. "Sin embargo, nadie observó rastros de quemaduras en los cuerpos de los pasajeros que se encontraban en la parte delantera del avión, donde se encontraban las zonas eléctricas del Boeing. Todo parece indicar que una parte de esta aérea se desintegró primero (tras el impacto del misil) antes de que el accidente provocara la explosión de los tanques de combustible". En conclusión, dice la revista Paris Match, "esto es lo que refuerza la hipótesis del misil".


    Y a pesar de todo esto, los OVNIs vuelven a estar presentes. Pero detegámonos, hoy, aquí. Y continúen, como si fuera usa sola unidad temática, con la lectura de “OVNIs sobre España”, de nuestra amiga Débora Goldstern.






OVNIS EN ESPAÑA:
¿INTERVENCIÓN SILENCIOSA?



escribe: Débora Goldstern



    Hace pocas semanas el investigador Juan José Benítez(1), realizó una fuerte denuncia en contra de la “Desclasificación de Expedientes Ovni del Ejército del Aire” desarrollada en España durante los años '90 al señalar que en realidad se trató de una puesta en escena tendiente a desprestigiar el asunto ovni ante la opinión pública.

    Recordemos que la Desclasificación tuvo lugar entre los años 1992 y 1996. Aunque el objetivo de este trabajo no es profundizar en este punto en particular, su importancia no resulta ajena ante los hechos que se van a presentar, porque veremos cómo la negativa oficial ante un fenómeno que hace más de sesenta años desafía toda lógica posible, sólo acrecienta confusión y desolación, sobre todo entre los infortunados testigos que tienen la desgracia de presenciar aeronaves desconocidas en los cielos —así como sus misteriosos ocupantes— eternos postergados que padecen la sordera gubernamental.

    Nuestra historia se inicia en 1996. Antes de adentrarnos en aquellos sucesos, se hace necesario repasar algunos hitos que hicieron de 1996 un año inolvidable en materia ovnilógica, por la gran cantidad de avistamientos registrados. Se habló de una verdadera oleada, y no faltaron razones para este pronunciamiento, considerando la infinidad de casos que se produjeron en toda la Península Ibérica.

    De entre todos los archivos acumulados, se destaca un expediente que obtuvo gran repercusión y dio la vuelta al mundo en su momento. Hablamos del “Ovni de Los Villares”.




Ilustración de J. J. Benítez (Ricky B)


    Según las crónicas de la época, un campesino jubilado y poco instruido, Dionisio Ávila de 66 años, fue testigo de un encuentro sorprendente. De su relato se desprende que la mañana del 16 de julio de 1996 salió a realizar su caminata matinal por los alrededores del pueblo, junto a su perra Linda cuando divisó un extraño objeto que parecía flotar en el aire. Lo describió como
“circular, de unos tres metros de diámetro, parecido a una media naranja y con una especie de cúpula en lo alto”. Mencionó que el objeto brillaba como si fuera de cristal, y distinguió seis “ventanas redondas y oscuras”, semejantes a los ojos de buey, “tres de un lado y el resto al otro”. Aunque estuvo a medio metro del aparato, Dionisio no se atrevió a tocarlo. El campesino pudo observar ciertos signos, tres en total: palo vertical, un cero y otro palo vertical, que según dijo “se encontraban en uno de los costados de la cúpula, entre los dos grupos de ventanas”.

    Pero la observación no se limitó al aparato, ya que Dionisio contempló la aparición de tres Humanoides. “No sé de dónde salieron ni cómo llegaron. Sencillamente, al volverme, aparecieron frente al cacharro. Y me miraron. Eran tres. Dos mujeres y un hombre. Tendrían 1,70 metros, poco más o menos. Vestían unos buzos ajustados y resplandecientes”. // “Estaban alineados, casi no se movían. Y no me quitaban ojo”. // “Tenían las cabezas peladas y los ojos rasgados, como los indios esos del Perú. El resto salvo la boca era normal, no vi labios pero eran preciosos”.

    “Sin mediar palabra, una de las dos mujeres alzó las manos mostrándole las palmas, mientras que su compañera se hallaba un poco más atrás señalaba con la mano derecha a nuestro sorprendido testigo. El único hombre del grupo se giró a un lado, como para inclinarse, y pareció desaparecer durante algunos instantes. Entonces, en esos preciados momentos, sin que Dionisio sepa a ciencia cierta de dónde provino, un pequeño, pero potente, haz de luz surgió hacia él y dejó, tras una momentánea luminosidad, varias piedras (7 según algunas fuentes) a sus pies. Cuando nuestro testigo levantó la vista ni el objeto ni los tres compañeros se hallaban en el lugar. Simplemente se habían esfumado misteriosamente. Y allí y atónito y fascinado nuestro testigo recogió varias piedras”, una de las cuales llevaba grabados los mismos símbolos que Dionisio contempló en la nave.

    De más está decir que este caso captó la atención de muchos investigadores, que se apersonaron hasta aquellos parajes solitarios para indagar sobre la extraña experiencia vivida por Dionisio Ávila. Nombres como Iker Jiménez y Juanjo Benítez, son sólo algunos integrantes de una larga lista de interesados en los avistamientos del villarense, que desde ya decimos no fue el único. En la actualidad quien continúa la tarea es José Antonio Caravaca.

    Ovnis y Humanoides es una ecuación muy difícil de resolver, y se supone que ante una manifestación tan espectacular como la producida en los Villares, poco se podría agregar a la casuística hispana de aquel atípico 1996. Pero el destino tenía reservada una sorpresa en nuestro camino, que ahora vamos a compartir, donde veremos cuán solos estamos ante una realidad cada día más sorprendente, como es la temática ovni, que parece guiarse por leyes desconocidas para nosotros los humanos.

    Nuevamente debemos remitir la atención a 1996, corriendo la fecha calendario a noviembre para ser más exactos, cuatro meses después de los sucesos de los Villares. Los datos que ahora transcribiré llegaron a mis manos a través de una confidencia de la cual fuera objeto por un testigo, a quien denominaremos “M”, y que solicitó como única condición para brindar su testimonio, permanecer en el anonimato.

    Este es su relato:

“Mis experiencias ovnis comenzaron a priori allá por el año 1996 noviembre— cuando me topé de frente con un disco metálico que se desmaterializó en mis propios ojos. Esto ocurrió un domingo a las 16:30 horas a pleno sol; pude comprobar atónito cómo los rayos de éste salían desprendidos de él.(2)  Impresionado por lo que vi ese domingo en un pueblo al sur de Madrid, no dejé de darle vueltas y más vueltas durantes esos días.

Es cierto que antes de ver ese extraño aparato, con esa capacidad de desmaterialización que hoy por hoy nuestra tecnología ni siquiera sueña, yo tenía inquietudes por la vida fuera de la Tierra. A los dos días de la experiencia con ese disco metálico me desplacé a la misma zona para ver si de nuevo tenía la misma suerte. Y, como si alguien hubiera captado mis deseos, de nuevo tuve la oportunidad de observar el mismo objeto a unos 250 m de mí y a pocos más ciento y poco metros de altitud. Por supuesto que no tengo absolutamente ninguna duda de lo que ví... Nunca lo olvidaré...


Por esas fechas alguien me habló de un tal J.J Benítez que yo ni conocía. Compré el libro que me recomendaron —Caballo de Troya I— y otro de investigación ovnis con aportes sobre todo fotográficos, para contrastar lo que yo había visto en ese noviembre de 1996...”

    Siete años después de su experiencia, “M” continúa buscando respuestas sobre lo ocurrido, por lo cual se decide a contactar a Benítez, que justo por esos días estrena la serie Planeta Encantado que comienza a trasmitirse en octubre de 2003.

    Antes de proseguir con este impresionante relato, propongo tomarnos un respiro, no sin antes regresar a 1996.


   
Cuando iniciamos nuestro artículo, expusimos que en aquel año se finalizó con la desclasificación ovni, aunque muy lejos se estaba de cerrar el capítulo ovnilógico en España, teniendo en cuenta los casos que se sucedían por todo el país. A fin de concientizar al lector sobre la importancia que representó 1996 en nuestra historia, preparamos un cronograma de eventos para ayudar a entender algunos de los hechos citados, aparentemente desconectados unos de otros, pero no por eso menos relacionados.

  • Desclasificación de Expedientes Ovni.
  • Oleada de objetos no identificados por toda la Península.
  • Al-Qaeda decreta la Yihad (guerra santa) contra los Estados Unidos.

    Analicemos punto por punto.

    Para hablar de la Desclasificación llevada a cabo por el Ejército del Aire Español, haría falta un artículo completo dedicado al tema. No es esta nuestra misión como ya anunciamos desde un comienzo, pero sí se hace necesario poner de relieve ciertos detalles de esta historia, que marcó un antes y un después en el tratamiento del Fenómeno Ovni dentro de la Península y sentó, además, importantes precedentes futuros. Todo se inicia con la publicación “OVNIS: Documentos oficiales del Gobierno español” (1977). El libro es fruto de las intensas gestiones llevadas a cabo por Juan José Benítez, que fue uno de los primeros investigadores a quien se le facilitó documentación oficial, en base a 12 expedientes liberados, conseguidos gracias a los oficios del Teniente General Don Felipe Galarza, por ese entonces general –jefe del Estado Mayor del Aire. Una vez que la información ganó la calle, los militares se vieron desbordados de solicitudes para seguir desclasificando expedientes, situación que asustó a los altos mandos castrenses, que decidieron poner fin a la reciente apertura practicada. Otro factor que influyó en la decisión, fue que el libro de Benítez alimentaba la vertiente extraterrestre, visión que los militares no estaban dispuestos a consentir. El 3 de marzo de 1979 la documentación ovni pasó a un cuarto intermedio, declarándose materia reservada. La faja de seguridad sólo se rompería diez años después.

    En 1992 se decidió comenzar con un nuevo proceso de desclasificación, donde la improvisación y buena voluntad fue dejada de lado, pasándose a una metodología rígida y controlada, para no dejar nada librado al azar, y así evitar filtraciones molestas. Esta vez el divulgador elegido fue Vicente Juan Ballester Olmos(3). Quizás como una forma de enviar un mensaje a la sociedad sobre cómo debería tratarse en el futuro el tema ovni, los militares se inclinaron por un hombre que practicaba la Ovnilogía racionalista, casi escéptica, y que no dudaba en decir que: “el Ejército del Aire por fin se ha dado cuenta de que las características del tema ovni son más sociológicas que aeronáuticas y que no suponen ningún riesgo para la Seguridad Nacional”, afirmación que en su realidad, estaba en las antípodas del verdadero pensamiento cultivado por la mayoría de la oficialidad. Las diferencias con su “molesto antecesor” eran evidentes.

    Ballester Olmos por otra parte, estaba sindicado como un colaborador de los Servicios de Inteligencia(4). Teniendo en cuenta este escenario, los riesgos de alguna sorpresa en el terreno eran mínimos, por no decir inexistentes. Y así fue. Ballester Olmos recibió 83 archivos sobre casos ocurridos entre 1962 y 1995. Según declaró “el Ejército del Aire sólo investigó muy someramente la fenomenología ovni entre 1968 y 1980”. Claro que esta aparente desatención contradecía la forma de los militares de presentar el tema ovni en sociedad, donde éste se erigía como un factor desestabilizador, que amenazaba la “seguridad nacional”(5).


    Cuatro años más tarde la lógica estadística del investigador valenciano, arrojaba los siguientes resultados: “de los ciento veintidós avistamientos, noventa y siete —el 80 por 100— están explicados. Dieciséis —13 por 100— se encuentran en la categoría de información insuficiente, aquellos en los que la información es tan pobre que no podemos certificar si es un error, un eco falso o una nave. Existen por último nueve casos que incluimos dentro de la categoría de no identificados. Casos con información suficiente a los que se ha podido atribuir una explicación racional. No obstante, en siete de ellos intuimos un motivo, pero no podemos lograr documentarlo suficientemente”. Para Ballester Olmos la mayoría de los casos registrados son producto de una mala percepción visual. Así muchas de las confusiones se deben al planeta Venus, uno de los errores más comunes, “y a otros fenómenos astronómicos como meteoros, planetas o la Luna”.


    Sugiere además que “el factor psicológico es determinante en un 14 por 100 de los casos, fraudes producto de invenciones y fabulaciones más o menos fantasiosas. Una pequeña proporción, el 4 por 100, responde a causas meteorológicas como reflejos y nubes lenticulares. La última categoría es una miscelánea donde caben casos de falsos ecos de radar, luces de refinerías, fuegos artificiales, etc.”. De toda esta lista sólo dos casos merecieron la categoría de X, y que se registraron en 1978.(6)


    El Ejército del Aire podía respirar tranquilo. De un plumazo el factor ovni como desestabilizador de la seguridad nacional se transformaba, por obra y gracia de Ballester Olmos, en un fenómeno que en su mayoría era producido por una deficiencia en la observación celeste, donde testigos malintencionados y con hambre de fama, manipulaban información en búsqueda de rédito instantáneo. El enemigo ya no es el objeto desconocido, sino el testigo, con él hay que ensañarse. Esa era la conclusión de quien se ufanaba de haber convencido a los militares a través de este simple razonamiento: “la documentación ovni no es información militar, son datos de tipo naturalista, insustanciales en muchas ocasiones, que deben estar en manos de los investigadores”. En noviembre de 1996, el capítulo desclasificación fase dos quedaba definitivamente cerrado.(7)


    Este posicionamiento militar dejaba a un costado cualquier entendimiento entre civiles y autoridades encargadas de la vigilancia nacional, cuyos cielos eran invadidos casi a diario por estas astronaves enigmáticas. De aquí en adelante quien se atreviera a romper el cerco e hiciera pública su experiencia, se granjeaba la animosidad y desconfianza, quedaba avisado. Y ya sabemos que lo peor para una reputación, es el descrédito.


    Pero los ovnis no daban tregua, y durante 1996 sus incursiones continuaban violando los espacios aéreos españoles con la mayor impunidad, que durante ese período alcanzó un récord histórico. Fue bautizado como la “Gran Oleada Gallega”.(8)


    En realidad la silenciosa invasión se remonta a diciembre de 1995, incrementando su actividad en los meses siguientes. Uno de los casos que más comentarios suscitó en los medios, se registró —¡oh casualidad!— en una base militar, situada en el Monte Campelo (Sobrado, Lugo). El incidente se desarrolló el 7 de marzo de 1996. “A la una de la madrugada varios soldados de guardia divisaron cuatro enormes bolas luminosas que se movían erráticamente alrededor de una antena de comunicaciones de gran envergadura".


    Enseguida avisaron al teniente de guardia, que se puso en contacto con el mando de la base: un capitán que en ese momento no se encontraba en el acuartelamiento. Según Manuel M., uno de los destacados militares de la base... los ovnis permanecieron un cuarto de hora sobre la antena, hasta que se unieron en un solo objeto, que voló hasta la localidad coruñesa de As Pontes de García Rodríguez”.(9)


    Uno de los investigadores que más estudió los sucesos de aquel año fue Manuel Carballal, que realizó trabajos estadísticos de los casos, en colaboración con el Grupo Fénix. La recogida de datos arrojó algunos detalles sorprendentes donde se sugirió que: “los ovnis avistados en Galicia durante la oleada, fuese cual fuese su naturaleza, se movían por las zonas GAPS de sombra de radar. Es decir, intentaban burlar los radares del Escuadrón de Vigilancia Aérea 10, con base en Barbanza”.(10)


    Humanoides como el de los Villares, desmaterialización de objetos narrados por nuestro testigo “M”, así como los avistamientos en instalaciones militares, son sólo algunos de los testimonios recogidos, de los cientos de casos producidos durante todo 1996. ¿Pero cuál es el fin de estas manifestaciones? Más allá de representar un desafío al cerco gubernamental ¿hay un objetivo oculto que no somos capaces de ver?


    En el medio de este proceso incomprensible, que tenía a gran parte de la ciudadanía española escudriñando los cielos en busca de respuestas, se produjo un hecho que en su momento pasó casi inadvertido, la Red Al-Qaeda da comienzo a la Yihad (guerra santa) contra los Estados Unidos.(11)


    Aunque las huellas de Al-Qaeda se advierten tras los atentados del World Trade Center (New York, 1993), es con el asesinato de 19 soldados norteamericanos cometidos un 16 de junio de 1996, en el complejo militar Torres Kohbar (Dahran, Arabia Saudita) cuando las actividades de la red se dan a conocer a nivel mundial.


    A la luz de esta información, y ya con los datos en mano, no es descabellado sugerir que tras la aparente desconexión cronológica, cabe la posibilidad de un hilo conductor invisible donde todas las historias se conjugan en un mismo punto, aunque por ahora incomprensible de dilucidar. ¿O será obra de la casualidad, que Al-Qaeda comience sus actividades terroristas el mismo año en que una oleada ovni asola los cielos de España? ¿Presagio futuro, teniendo en cuenta los eventos subsiguientes?


    Es tiempo de volver al relato de “M”.


    “Como venía diciendo, siento a últimos de 2003 la necesidad de contactar con J. J. Benítez(12). Pero lo hago por correo electrónico, y no tengo ninguna respuesta por su parte. Entonces el 4 de marzo de 2004 decido escribirle por correo ordinario, y a los siete días justo me llega una sencillita respuesta de él”.


    “Mil gracias por tus amables palabras. Siento, de verdad, el retraso. Ahora he empezado a viajar nuevamente y el correo se acumula.
Saludos”.

    La carta no tendría mayor importancia de no ser por lo que ocurrió ese mismo día aquí en Madrid. A las 7:40 horas cuatro trenes de cercanía fueron atacados con trece potentes bombas por terroristas. El resultado de la masacre fue dantesco y el pueblo de Madrid se tambaleó. Sufrimos un shock sin precedentes... Lloramos amargamente durante varias jornadas...

    Estábamos a 72 horas de elecciones generales. Los primeros indicios de quién pudo haber cometido semejante barbarie apuntaban a la banda terrorista ETA, que lleva más de treinta años asesinando aquí en España. Pero servicios de inteligencia externos empezaron a apuntar a Al-Qaeda. Ya con el tiempo y la sentencia definitiva del juicio que se celebró en el 2007, se llegó a la conclusión de que los autores de la masacre eran un grupo marroquí afín a Al-Qaeda.


    El 12 de marzo, un día después de los atentados, más de dos millones de madrileños se congregaron en manifestación rotunda y repugna ante la barbarie por las calles de la gran ciudad. Lo mismo se hizo en todo el resto de España que continuaba llorando amargamente.


    Un manifestante solidario tomó una instantánea(13) en la plaza de Sol, Madrid, lugar carismático donde toda manifestación o protesta acoge como punto principal, queriendo plasmar los últimos momentos de la triste jornada:





    “Yo quedé muy sorprendido a tenor de la experiencia que venía viviendo. No sé a ciencia cierta qué pueden ser esas luces”. // “Esta fotografía ha estado en mis archivos alrededor de un año sin mostrarla públicamente. Yo necesitaba convencimiento interno de lo que creo que es, toda esta información que ahora suelto.


    Pero ese 2004 tuvo otra jornada muy dramática y un renglón seguido de lo que ocurrió el 11 de marzo. El 3 de abril de ese año se localiza a la célula que cometió el atentado con suficiente explosivo almacenado para continuar su terror en Madrid o alrededores. Yo vivo en un pueblo donde ese mismo 3 de abril amaneció desde primeras horas de la mañana con un dispositivo policial sin precedentes también. La jornada fue casi indescriptible por cuanto toda la población se halló tomada, incluyendo vía aérea con helicópteros peinando una y otra vez el pueblo. Los controles en el transporte público y en los accesos al pueblo eran con ametralladoras en mano... esto parecía Beirut...


    Yo sabía que algo estaba pasando y así se lo transmitía a mi familia, que velaba precisamente esa jornada a un hermano que había fallecido ese mismo día. Idas y venidas al tanatorio me hacía sospechar más y más, a tenor de lo que veía, que algo extraño estaba pasando en mi pueblo y en el del al lado...


    A eso de las 18:00 aproximadamente vuelvo a casa porque la jornada fue agotadora en el tanatorio. Y al poco recibo las llamadas de mis familiares que se quedaron en el tanatorio anunciándome que había habido otro atentado terrorista. En realidad, se trató del suicidio colectivo en Leganés del grupo terrorista islámico que habían perpetrado el ataque a los trenes de cercanías.


    Mis hermanas me contaban desde Leganés e in situ cómo los helicópteros, con sus potentes focos —era ya de noche— rastreaban los aledaños del tanatorio porque terroristas habían huído a pie, y podían haberse refugiado en esa zona. Sí, el tanatorio estaba muy cerca de donde se refugiaron y suicidaron, al verse acorralados, los autores del 11M...


    Enterramos a mi hermano al día siguiente; y sin dudarlo me fui después directamente a la zona de la explosión. Increíble... La zona estaba toda acordonada, con informadores de prensa de todo el mundo que buscaban el mejor sitio para realizar sus reportajes; teniendo en cuenta que el acceso a la misma calle donde se hallaban solamente los pilares de ese primer piso que voló por los aires estaba restringida sólo al cuerpo de seguridad del estado.


    ¿Qué estaba pasando me preguntaba una y otra vez en un estado realmente extraño?


    Sólo el tiempo, y la tranquilidad, me dio la posibilidad de ordenar todo. No fue fácil, no... Y lo peor es que estaba solo con mi experiencia y que pocos me entenderían... No fue fácil aceptar que esos seres que tripulan esas naves dieron señales de ese atentado... Que lo sabían y no lo evitaron... Así es lo que siento...”.


    Para comprender esta última frase, debemos hablar de tres nuevos avistamientos, donde “M” volvió a ser un testigo privilegiado.


    La primera observación después de los ovnis materiales del '96 se produjo en marzo de 2004. “Eran las 7:30 de la mañana, ya con claridad. Era una luz fija sobre unos edificios de tres plantas. Parecía una estrella o Venus pero sobre los edificios... No muy alto. Venus por esas fechas era vespertino. Además ¿desde cuándo Venus se observa en la mañana mirando hacia el oeste?”.


    La segunda observación se produjo en junio de 2004. “Estaba en mi terraza a eso de las 4:30 de la mañana porque Iker Jiménez(14) había programado una alerta ovni para ese día. Como era sábado y no había que trabajar al día siguiente yo me quedé en mi terraza hasta bien tarde” … //… ”De pronto apareció frente a mi casa, sobre un edificio, otra luz de la nada. Pero en esta ocasión sí que se desplazó unos segundos. Esperé para ver si salía de la nube pero no salió. Por supuesto que no era avión ni ningún fenómeno conocido”.


    “El tercer ovni luminoso fue en noviembre también de 2004. Me asomé a la terraza, a eso de las 20:30, de noche, y de pronto en lo alto de mi casa, en este caso bastante alto, surgió una luz que dio dos destellos”
. Y “M” se pregunta: “¿destellos de complicidad y confirmación?”.

   
Hasta aquí su testimonio.

    La naturaleza de este trabajo amerita unas cuantas reflexiones. Un primer indicio surge al reparar en los eventos que entrelazan 1996 con 2004. Si se toma la presencia de los objetos desconocidos en los cielos hispanos como simples estadísticas de avistamientos, estaremos muy lejos de abordar una solución, porque no es por esta vía que el problema se podrá resolver. Ahora bien, si somos capaces de reconocer que tras estos objetos se esconde una inteligencia que no acciona por casualidad, sino que obra con un propósito definido, entonces tal vez estemos acercándonos a la verdad.


    Durante años se especuló que el esquivo comportamiento de estos seres obedece a nuestra poca capacidad evolutiva, y que por eso demoraban un verdadero contacto. O sea, no estamos listos, falta preparación. ¿Pero si en realidad la tardanza no tuviera que ver con el factor evolutivo, sino que una interferencia de índole terrestre fuera el verdadero causante?


    Vayamos a los atentados de Madrid.


    Al estudiar los pormenores del 11-M, advertimos algunas anomalías, verdaderas lagunas informativas que tejen un manto de sospecha sobre las causas reales de los atentados. Nadie niega que los sucesos de 2001 en los Estados Unidos, guarda estrecha relación con lo ocurrido en España, pero los paralelismos van mucho más allá.


    En “11-M, Claves de una conspiración”, el investigador Bruno Cardeñosa expone algunas irregularidades:


    Aparentemente los servicios estadounidenses no alertaron a España a pesar de que un detenido en la cárcel de Guantánamo “reveló los nombres de muchos de los terroristas involucrados en el 11-M, meses antes de que se produjesen los atentados”.


    Marruecos, Noruega e Israel, son algunos de los países que avisaron a España sobre las altas posibilidades de un atentado. Se ignoraron estos informes.


    “Como ocurrió días previos al 11-S, la bolsa española, el día 8 de marzo de 2004, cayó en picada, como si alguien manejase información privilegiada de lo que estaba a punto de ocurrir”.


    Luego de los atentados, y con la salida española de territorio iraquí, Estados Unidos se convierte en el único beneficiado, ya que aleja posibles rivales comerciales, haciéndose con el control total del país. Por otra parte “establece tropas en lugares estratégicos”, caso Marruecos, un vecino siempre en conflicto con España, donde“recientemente se descubrieron yacimientos de petróleo”.


    En sintonía con lo narrado por Cardeñosa, también se puede inferir que el atentado de Madrid establece la sumisión de Europa a las políticas antiterroristas establecidas por Estados Unidos luego de 2001.


    Luego de analizar estos factores es imposible no considerar que ante una situación tan caótica como la experimentada actualmente, el fenómeno de los objetos desconocidos encuentre una férrea oposición y provoque tanto encono. No dudamos que el país del Norte sea una de las interferencias antes mencionada, aunque quizás no la única, pero sí la más visible. Pero, ¿podemos llamar a la “injerencia norteamericana” un serio impedimento, teniendo en cuenta la tecnología demostrada en los avistamientos? ¿Será que estas entidades desean permanecer como espectadores pasivos, tratando de dar señales en momentos de crisis, pero evitando involucrarse en el gran devenir humano? El tiempo dirá.


    Carl Gustav Jung, pensaba que los ovnis eran manifestaciones del inconsciente humano, materializados en forma de arquetipos. ¿Y entonces, por qué son detectados por los radares? Claro, me olvidaba, los ovnis son Mandalas.



Débora Goldstern
Crónicas Subterráneas
http://deboragoldstern.webcindario.com/
Todos los derechos reservados©

Referencias

1. Ver Cincuenta y Ocho cartas para la historia. Se descubrió el “Pastel”. En: http://www.planetabenitez.com/lado/Lado12-1.htm

2. “M” señaló que el objeto metálico se encontraba levemente inclinado, y que incluso despedía los rayos del sol como si fuera un espejo. El testigo piensa que es el clásico ovni inclinado que aparece en muchas fotografías. Lo pudo observar durante unos segundos. En el momento del avistamiento, “M” se encontraba en su coche andando a una velocidad media de 40 ó 50 km/h.

3. Para consultar biografía ver: http://ar.geocities.com/mitosdelmilenio2001/entrev5.htm

4. La estrecha colaboración entre Olmos y el Ejército del Aire, saldrían a la luz mediante un documento que diera a conocer el investigador Manuel Carballal, donde la vinculación entre ambos actores participantes quedaba demostrada. En uno de sus párrafos decía: “creo le agradará saber que con carácter inmediato voy a firmar un Acuerdo de Colaboración con el Mando Operativo Aéreo (MOA), aprobado por el General Jefe del Estado Mayor del Aire, para brindar apoyo científico al Ejército del Aire en la evaluación de los informes OVNI que están en proceso de desclasificación. Como ve, no sólo es la Benemérita quién colabora con nuestra organización”.

5. Según narra Bruno Cardeñosa en su libro La Invasión Ovni (2002): “en mayo de 1968 la Embajada de Estados Unidos en Madrid, formula al Gobierno español una intrigante pregunta a nivel oficial: “¿Efectúan ustedes investigaciones sobre ovnis?”. En cuestión de horas las autoridades hispanas respondieron, y a través de la Embajada, llega al Departamento de Estados Unidos el siguiente comunicado: “Fuentes oficiales españolas nos informan que no se están realizando estudios en España sobre ovnis”. Sólo unos meses después, el gobierno de España dictamina que el enigma ovni pase a ser “secreto de Estado”. En la decisión, lógicamente, pesó la “presión” norteamericana al respecto. También, por supuesto, el hecho de que por aquellas fechas se produjeran varios importantes avistamientos ovni que motivaron investigaciones de los militares. Así, el 5 de diciembre de 1968, la oficina de prensa del Ministerio del Aire, a través de los medios informativos, publica una nota en la que se dicta a los ciudadanos unas normas básicas sobre cómo deben actuar ante un avistamiento ovni. En dicha nota, se insta encarecidamente a los españoles a notificar a la autoridad aérea más cercana cualquier incidente de estas características. Finalmente, el 31 de diciembre, el Estado Mayor del Aire, fija una serie de normas de actuación, para oficiales del Ejército, relativas a observaciones y procesos de investigación. De este modo, España se sumaba a la larga lista de países que de un modo u otro archiva expedientes ovni bajo el sello de “secreto”, “reservado”, “confidencial”... Muchos de esos países lo hacían tras el sondeo norteamericano, que no sólo efectuó al Gobierno de España, sino a otros muchos de Europa y del resto del mundo. Hoy por hoy, raro es el país que no oculta datos sobre los “no identificados”.”

6. “El primero sucedió el 14 de julio de 1978 en Mazarrón (Murcia). Según relata el informe, un grupo de soldados avistó, durante unos ejercicios de vicac en plena noche un fenómeno luminoso muy potente cercano al suelo que se prolongó durante una hora y media. El elevado número de testigos —aclara Ballester— descarta la posibilidad de una invención. Las características, dimensiones y movimientos, narrados con mucho detalle, no permiten pensar en un cuerpo astronómico, o un avión. El informe no ofrece datos de las personas que presenciaron el hecho por lo que no ha sido posible ampliar aún más la información. El segundo caso es más impreciso. Se refiere a una intensa luz en el cielo que sorprendió a los pilotos de un avión comercial el 9 de septiembre de 1978. El hecho tuvo lugar en el Mar Mediterráneo a unos 140 kilómetros de Barcelona”.

7. “En la actualidad, todos esos expedientes desclasificados en España, están accesibles al público en la Biblioteca del Estado Mayor del Ejército del Aire en Madrid”.

8. Según informa Manuel Carballal, “en menos de seis meses se denunciaron en Galicia tantos incidentes ovni como los reportados en 25 años... A eso es lo que denominamos un pedazo de Oleada Ovni”.

9. Este incidente alarmó a los militares ya que la base “es en realidad un centro de comunicaciones de la OTAN, cuya antena recoge las imágenes procedentes de un satélite espía geoestacionario, situado sobre un punto candente del planeta”.

10. Ubicada al oeste de la zona de la Coruña, y al norte del río Arousa.

11. Nacida en la década de los '80, al calor de la ocupación soviética en Afganistán, Al-Qaeda (en árabe, “la base”) contó en sus inicios con “voluntarios árabes que en nombre del Islam” decidieron ir al combate para expulsar a los comunistas. Liderada por Bin Laden, un millonario saudí que debía su fortuna a la construcción y el petróleo, Al-Qaeda estuvo mayormente financiada por los estadounidenses, además de Arabia Saudita y Paquistán. Cuando la contienda finalizó y los rusos abandonaron territorio afgano, Al- Qaeda decidió lanzar una Yihad (guerra santa) contra su principal aliado, que se oficializó en el 2001 durante los atentados a las Torres Gemelas.

12. “M” trató de contactar al investigador navarreño, pero no consiguió interesarlo en su historia.

13. La foto le fue remitida en febrero del 2007. La toma se realizó con un celular, y se hizo cerca de la medianoche, horas en que la manifestación llegaba a su fin. El registro fue involuntario, puesto que los objetos solo se advirtieron una vez que se pasó la foto a la pc. Se le realizaron análisis, pero hasta ahora, no fueron entregados los resultados practicados. Según “M”, la zona donde se registró la instantánea, está rodeada de “edificios bajos, de tres plantas”. Opina “que si las luces fueran reflejos en la lente, se verían en cualquier parte de la fotografía y no exclusivamente en el cielo. Cree que “las luces no están en la lente, sino que tienen como distancia” o sea, encima de los edificios.

14. La alerta ovni convocada por el periodista e investigador Iker Jiménez, se llevó a cabo el 25 de junio de 2004, y contó con la convocatoria de 8.000 personas. Se realizó al aire libre, en el auditorio del Campo de las Naciones en Madrid, y se extendió desde la madrugada del viernes al sábado (de 23:00 a 6:00 Hs). Hubo informes de ciertos avistamientos que se registraron entre las 03:50 y 4:15, “consistentes en luces que describían trayectorias variables, dejaban estelas de color tras de sí, se movían en zig-zag, se detenían y cambiaban de rumbo de forma repentina, o bien aparecían, desaparecían o se cruzaban en la bóveda celeste. La observación más sorprendente, y de la que los especialistas invitados no supieron dar una explicación razonable, fue la de tres puntos luminosos de color blanco, dos al frente y uno detrás, que avanzaban conjuntamente en el cielo formando un triángulo isósceles y describían una trayectoria fija a velocidad constante. El misterioso triángulo desapareció del cielo cuando con otro punto luminoso se cruzó en su trayectoria”. Hubo grabaciones y filmaciones de los objetos.



Bibliografía

Libros:

Benítez, José (1997). Ricky B: una historia “oficialmente” imposible. Barcelona: Planeta.
Cardeñosa, Bruno (2002). La invasión Ovni. Madrid: Nowtilus.


Sitios Web:


Benítez, Juan José.

Tras la pistas de Ricky B
El primer ataque del lado oscuro
Así engaño Ballester Olmos a la MUFON
http://www.planetabenitez.com/n-investigaciones.htm

Carballal, Manuel
La oleada Gallega I
La oleada Gallega II
Los expedientes perdidos I
Los expedientes perdidos II
Los expedientes perdidos III
http://ojo-critico.blogspot.com/

Caravaca, José Antonio
10 Aniversario del aterrizaje de los Villares
Los Villares: un encuentro sorprendente
http://caravaca.blogspot.com/2006_07_01_archive.html

Cardeñosa, Bruno
11-M: Claves para una conspiración
http://11-s.net/11-M-claves.php

Díez, Raúl
La Revista Española de Defensa Entrevista a Vicente –Juan Ballester Olmos
http://www.telefonica.net/web2/cei/Pap00023/PAP23A01.htm

Final de Desclasificación Ovni

http://the-geek.org/escepticos/199809/msg00152.html

Huellas del Terror
http://www.bbc.co.uk/spanish/specials/1522_huellas/page3.shtml

Increíble: 8.000 personas reunidas para ver si aparecían ovnis
http://axxon.com.ar/not/139/c-1390161.htm

Moreira, Pablo
Conspiración del 11-M
http://www.mundoparapsicologico.com/6-A_Conspiracion-del-11M

Requejo, Marcelino
La Noche de los Humanoides
http://www.akasico.com/noticia.asp?ref=1546




NOTICIAS

- Un programa para recomendar

Nuestro amigo Juan Carlos Gauna, de la ciudad de Rosario, provincia de Santa Fe, Argentina, conduce junto a Elías Koleb el programa "Pasajeros en el tiempo", por la 92.7 FM, y en Internet a través de www.fmaz.com.ar todos los jueves de 21 a 22 hs. Pueden comunicarse durante el programa a pasajeroseneltiempo@hotmail.com . Recomendamos escucharlo y acompañarlos.

 
- Nuevo sitio de un amigo
 
Edgar Vargas Olvera, que desde Cuernavaca, México, coordina la próxima visita de nuestro Director a ese país, ha inaugurado sitio propio: http://www.tlazolteotl.com.mx/
 

- Y el blog de una amiga...
 
¡Hola Todos! quiero compartir con ustedes la creación de mi nuevo blog, el cual (¡por fin!) presenta aquello que vengo gestando hace años y que ¡por fin me atrevo a sacar a la luz!: Las Técnicas de Arte Transformativo: CRISALYDA. (Una sumatoria de saberes con un único fin: la expresividad como camino de Integración del Ser, para ver la vida de otro modo, un lienzo en blanco para crear). La suma de todas las potencialidades y el Universo como posibilidad.
 
¡Espero les guste y aguardo comentarios!
¡BESOS A TODOS! y ¡gracias por estar!
Analía



 
LECCIONES DE ESOTERISMO PRÁCTICO

Disponibles para descargar en formato PDF
desde:
http://www.egrupos.net/grupo/afr/ficheros

Lección EP Nº 01: Quirología Científica 1.
Lección EP Nº 02: Quirología Científica 2.
Lección EP Nº 03: Quirología Científica 3.
Lección EP Nº 04: Infografía ampliada de la mano.
Lección EP Nº 05: Infografía mejorada de la mano. Seminario de Técnicas Adivinatorias (I).
Lección EP Nº 06: Seminario de Técnicas Adivinatorias (II).
Lección EP Nº 07: Seminario de Técnicas Adivinatorias (III).
Lección EP Nº 08: La utilidad de estudiar la Sabiduría Antigua y su inserción en la “Nueva Era” (parte 1).
Lección EP Nº 09: El estético Sexto Sentido.
Lección EP Nº 10: El Árbol de la Vida.
Lección EP Nº 11: La Sabiduría de la Kabballah.
Lección EP Nº 12: Kirón, la Estela de la Sombra.
Lección EP Nº 13: La luz interior y la Noche Oscura.
Una acotación (tal vez de interés) a nuestra última lección de Esoterismo Práctico, en AFR Nº 136.
Lección EP Nº 14: El concepto de Analogía en la Práctica Esotérica.
Lección EP Nº 15: La Energía Vital Universal oPräna, su voibración y el buen empleo de estos ciclos.
Lección EP Nº 16: La ¿aniquilación? del Ego.
Lección EP Nº 17: Antakharana: El puente de comunión mística con lo espiritual.
Lección EP Nº 18: Illuminati: Inquisidores de la Nueva Era.
Lección EP Nº 19: La Transmutación Alquímica del Yo.
Lección EP Nº 20: La Psicomitología Personal.
Lección EP Nº 21: Psicomitología: Ahondando el Conocimiento de los Arquetipos Personalizados del Inconciente.
Lección EP Nº 22: Evolución Espiritual y Desengaños Afectivos.
Lección EP Nº 23: En Conexión con las Energías Telúricas.
Lección EP Nº 24: El Anillo
Manásico y el Conocimiento Akhásico.
Lección EP Nº 25: Esoterismo y Compromiso Social.
Lección EP Nº 26: Familia y Aborto: Las "Brasas Ardientes" del Esoterismo.
Lección EP Nº 27: El Hombre es su Proceder.
Lección EP Nº 28: Los Cascarones Astrales.
Lección EP Nº 29: Las Costras Astrales.
Lección EP Nº 30: Las Leyes de Fernández.

 

 
COLABORACIONES
 
Puede enviarnos artículos o noticias relacionadas con los temas de esta revista a afreditor@gmail.com (incluya en el asunto "Redacción"). Las fotografías o ilustraciones como así también los formatos pueden ser editados por cuestiones de espacio y estilo. Incluya el nombre o datos del autor (su email, si quiere ser contactado), URL de su sitio web, fuente y cualquier otra información relevante. Añada los comentarios que crea convenientes. No aseguramos la publicación ni tampoco el momento.
 
Es importante que usted se asegure previamente a redactar su artículo que su temática es, cuando menos, abordada de manera diferente a otros trabajos publicados sobre el mismo tenor (para evitar repeticiones).
 

 
FORMAS DE CONTACTO:
 
Para envío de sugerencias, críticas, cartas de lectores: clic aquí.
 
Para envío de noticias, colaboraciones y
todo material susceptible de ser publicado: clic aquí.
 
Por otros motivos,
contacte con el Administrador/Editor a:
 
Para otras formas de envío o suspenderlos por vacaciones:
 

 
NÚMEROS ANTERIORES:
 
En el caso de inconvenientes puede solicitar ejemplares por email al Editor.
 
También puede solicitar un ÍNDICE por email,
(cliquear el enlace y enviar el mensaje vacío):
(Cuando lo haya recibido, podrá solicitar lo que sea de su interés
directamente al servidor de correo que lo atenderá automáticamente).
 
Todos los números anteriores de Al Filo de la Realidad
están disponibles en formato PDF y
 
Siempre puede solicitar el último mensaje (revista o boletín)
cliqueando el enlace y enviando el email (no importa el texto ni el asunto).
 

 
SE PERMITE LA REPRODUCCIÓN PARCIAL O TOTAL
MENCIONANDO FUENTE Y ENLACE:
 
AL FILO DE LA REALIDAD
www.alfilodelarealidad.com.ar
 

 
Al Filo de la Realidad es órgano de difusión del Centro de Armonización Integral, academia privada dedicada a la investigación, difusión y docencia en el campo de las "disciplinas alternativas", fundada el 15 de octubre de 1985 e inscripta en la Superintendencia de Enseñanza Privada dependiente del Ministerio de Educación de la República Argentina, bajo el número 9492/93.
 

 
 
 
 











Inicio | Apúntate | Bazar | Grupos | Gente | Quienes somos | Privacidad de Datos | Contacta

eGrupos is a service of AR Networks
Copyright © 1999-2004 AR Networks, All Rights Reserved
Terms of Service